El pasado 4 de octubre tuvo lugar el primer encuentro entre científicos emprendedores  y voluntarios de ELZABURU. El objetivo de este encuentro era recibir orientación jurídica Pro-Bono en materia de Propiedad Intelectual e Industrial sobre sus proyectos.

La jornada fue organizada por la Fundación Damián Rodriguez Olivares y la Fundación Alberto Elzaburu. Consistió en un encuentro en el que los científicos emprendedores se reunieron personalmente con voluntarios de Elzaburu para contestar a todas sus dudas  sobre temas como: marcas, patentes, diseño industrial, copyright o derechos de autor, secreto empresarial, privacy by design (privacidad y protección de datos).

Los voluntarios de Elzaburu destacaron el alto nivel innovador de los proyectos así como la calidad científica. Por otro lado, los científicos emprendedores agradecieron la  oportunidad de resolver sus preguntas en profundidad sin límites ni restricciones formales así como la claridad y precisión de las respuestas proporcionadas por los voluntarios de Elzaburu.

Desde la fundación DRO se está trabajando para impulsar el tejido empresarial de origen científico, por ello creemos que este tipo de jornadas ayudan a potenciar el  éxito de los proyectos científicos. En ocasiones los científicos desconocen las necesidades legislativas que requieren sus proyectos, por eso consideramos que una buena formación jurídica y la presencia de abogados en el equipo puede ayudar a mejorar la estrategia de comercialización.

En esta jornada se llegó a la conclusión de que este tipo de sinergias entre abogados y científicos emprendedores puede ser vital para alcanzar el éxito de un proyecto. Desde la fundación DRO,  estamos muy satisfechos con cómo se desarrolló el encuentro y esperamos que con los próximos encuentros que organicemos  podamos ayudar a más científicos emprendedores.